En el correr del mes de julio de este año se le propone al MFC participar en los Talleres para padres y familiares de los niños que próximamente recibirán los sacramentos del Bautismo y/o la Primera Comunión, organizados por los Colegios que se encuentran gestionados por la Fundación Sophia.

La Fundación Sophia es una organización sin fines de lucro, vinculada a la Iglesia de Montevideo que tiene como objetivo mejorar la enseñanza en los barrios populares de la capital, a través de la innovación educativa, la implementación de planes de mejora, y la búsqueda de la excelencia pedagógica para todos. Una de sus áreas de trabajo es el apoyo a la gestión administrativa y pedagógica de colegios católicos barriales de Montevideo, con énfasis en la formación cristiana y humana de calidad, que desarrolle cristianos y ciudadanos comprometidos con la familia y la comunidad. El área de gestión de colegios cuenta en la actualidad con ocho colegios, en los que cursan estudios casi 1800 alumnos desde Educación Inicial hasta Ciclo Básico.

En el Equipo Coordinador se entendió que esta invitación era una llamada del Espíritu a la cual el MFC debía responder, para poder apoyar, desde su carisma propio por los valores de la familia, la tarea pastoral con padres de colegios católicos, en este caso con la participación en los Talleres indicados.

A la fecha ya se ha participado en charlas con padres de cuatro instituciones:

  • Colegio Elisa Quierolo de Mailhos (Cerrito de la Victoria)
  • Colegio María Inmaculada (Maroñas)
  • Colegio Santa María de la Ayuda en en Cerro (Bogotá 3589)
  • Colegios Santa Bernardita y Cristo Divino Obrero (Gruta de Lourdes)
La experiencia ha sido muy enriquecedora tanto para los padres de los colegios como para el MFC. Utilizando un esquema pedagógico de compartir experiencias, a la luz de la Palabra de Dios y de las enseñanzas del Papa Francisco (exortación Amores Letitia), se lograron momentos de profunda reflexión descubriendo la importancia de la familia en el camino de fe de los niños. Camino que se vive en familia, padres, hermanos, tíos, abuelos y amigos que comparten la vida de los niños.

Invitamos a sumarse a esta tarea Pastoral. Muchos de nosotros hemos vivido la experiencia de la formación de los niños dentro de nuestras propias familias y sabemos lo enriquecedora e importante que es. Compartamos esa experiencia con otros padres, en una tarea puntual pero muy enriquesedora.